25/2/2014

PaP: bento de Miffy

Hola a tod@s.

Hace días que tenía a medio preparar este tutorial, pero por unos motivos u otros no encontraba tiempo para terminarlo. Hoy vamos a aprender a hacer un bento a partir de un dibujo, otro recurso muy utilizado en el mundo del bento. Esta vez no vamos a dar forma al arroz, si no que vamos  a hacer un dibujo para colocar sobre él (o sobre un sandwich, pasta o cualquier cosa que se os ocurra). Yo lo he hecho con Miffy, pero podéis hacerlo con una kitty, un dibujo de conejito o cualquier cosa que se os ocurra.

El motivo por el que he escogido a Miffy es mi nuevo bento. Lo encontré en una tienda local, casa viva, y no me costó demasiado caro (alrededor de 8 euros). Acordaos de dar una ojeada en tiendas de cosas del hogar que a veces encontramos cositas.


Lo primero que hacemos es buscar un dibujo que nos cuadre con el tamaño de nuestro bento. En los libros de bento muchas veces vienen plantillas ya con el tamaño ideal, pero si no, podemos buscarla y modificarla. Cuando la tengamos a tamaño la calcamos en papel de horno (o papel de calcar).


Recortamos el dibujo por su contorno y lo colocamos sobre una loncha de queso. Utilizando la punta de un palillo, vamos recortando todo el contorno.


Cunado ya tenemos la base de nuestro dibujo recortado, separamos las piezas que deberían tener más relieve. En este caso, la cabeza y el vestido. Las manos y pies quedarían por debajo de la ropa así que no las elevamos.
Ponemos la cabeza sobre la loncha de queso y el vestido sobre el ingrediente que vayamos a usar para recortarlo. En mi caso es la parte externa de un palito de cangrejo.


Recortamos y colocamos sobre nuestra base de queso. El dibujo ya tiene forma así que vamos a ponerle cara. En mi caso he recortado los ojos con un cortador de nori y las tiras de la boca con unas tijeritas.


Las pinzas que veis en la foto son muy útiles para colocar las caritas, así que os recomiendo que os hagáis con una cuando tengáis ocasión. Colocamos los ojos y la boca en su sitio correspondiente y nuestra Miffy ya está terminada, aunque todavía nos queda un último paso.


Colocamos nuestro dibujo sobre una pieza de embutido. Yo estoy utilizando jamón york, pero puede ser mortadela o similar, y recortamos el contorno. Esto lo hacemos para evitar que nuestro dibujo se deforme, ya que esta capa de embutido ayuda a que el queso no se derrita si se va a pasar unas cuantas horitas en el bento antes de comerlo.
Podéis recortarlo a ras del contorno o dejando un poco de margen. Yo suelo dejar margen para que el color del embutido me enmarque el dibujo.

Ya tenemos nuestra Miffy terminada. Hora de colocarla en el bento. En mi caso estoy utilizando una caja de una sola bandeja, así que voy a rellenar la mitad de arroz (el mío es arroz con lentejas) y voy a colocar una hoja de lechuga para que me haga de separador.


Os aconsejo cuando os pongais a bentear tener siempre lechuga a mano. A parte de ayudarnos a separar los ingredientes sin dejar sabor, aporta un toque de color muy alegre a nuestros bentos.

Ya solo nos queda colocar la Miffy sobre el arroz y añadir el resto de platos que vayamos a incluir en nuestro bento. Y este es el resultado final:


En mi bento: arroz con lentejas, decoración de Miffy, tamagoyaki, huevo de codorniz, cestita de cherry, tamagoyaki, alitas de pollo, brócoli y fresas. La botellita contiene salsa de soja.

Espero que os haya gustado y que os animeis a ponerlo en práctica. Estaré encantada de ver vuestras creaciones ^^

29/1/2014

PaP: Onigiri de oso

Hola a tod@s. Hoy os traigo un PaP (paso a paso) de como hacer un onigiri con forma de oso.

(Nota: en mi cocina no hay mucha luz y cuando puedo ponerme a hacer cosas es por la tarde, así que habrá sombras en las fotos. Pero aún y así se aprecia bien)

Empezamos cocinando el arroz. Yo quería hacer un osito marrón así que le he añadido un poco de salsa de soja para dar color. Mientras aún está tibio colocamos una porción en un trozo de film de plástico.


Cerramos el film para que no se nos escape el arroz y empezamos a dar forma. Yo he hecho una redonda y luego la he aplastado un poco.


Con los dedos, apretamos ligeramente los dos extremos superiores para formar las orejas.


Desenvolvemos con cuidado y tedremos la forma base de nuestro onigiri. Debería quedarnos algo así:


Cogemos una loncha de queso y cortamos dos ovalos, uno pequeño y otro un poco más grande. Yo los he cortado con cortadores pero podéis hacer la forma a mano si no tenéis.


El óvalo pequeño lo cortamos por la mitad. Lo vamos a usar para hacer las orejas de nuestro oso. Con el óvalo grande haremos el morro.


Ya empieza a parecer un oso, ¿verdad? Ahora vamos a colocar los ojos y la boca. Yo los he cortado con un cortador de nori, pero si no tenéis podéis hacerlo a pulso.
Para hacer el hocico colocamos primero la boca (una normal), y luego en el centro le colocamos una ralla en vertical (esta sí la he cortado a pulso). Así:


Añadimos un triangulo para hacer la nariz y ya tenemos nuestro onigiri de osito listo.


Bonito, ¿verdad? Vamos a preparar el resto de nuestro bento. Con un cortador de flor he cortado dos flores pequeñas de jamón y les he hecho un agujero en el centro con una cañita.


Listas para decorar la primera bandeja. He colocado el oso y lo he rodeado de lechuga. Esto sirve tanto para que tenga un aspecto más bonito como para separar el sabor de los otros alimentos. He puesto un poco de brócoli, unas gambas a la plancha (peladas, eh? sólo he dejado la colita para decorar), un huevo de codorniz con una flor de zanahoria encima, sujeto con un pinchito de oso y finalmente un rabanito.Las dos florecitas de jamón colocadas para decorar.


Como veis en la foto, a última hora he decidido añadir los círculos de jamón cortados con la cañita al oso, para que hagan de colorete.

Si fuera para un niño, dejaría el bento aquí, pero como era para adulto he prepado una segunda bandeja. Esta vez con una decoración más simple, pero igualmente bonita. He hecho dos rollitos de arroz y he cortado dos tiras anchitas de alga nori.


He enrollado el nori alrededor del arroz y he vuelto a cortar dos flores de jamón con un agujero en el centro, esta vez un poco más grandes.

He añadido unas alitas de pollo y un poco de judía verde con otro osito encima.

 Ahora sí, tenemos nuestro bento listo.


¿Os ha gustado? Espero que os animéis a probar y me contéis que tal ^^ Yo he hecho un oso pero podéis utilizar el mismo sistema de moldear el arroz con film de plástico para darle cualquier forma.

Nos vemos!

(Nota: a veces me lo habéis preguntado. Ahora está puesto bonito para hacer la foto, luego coloco las alitas planas una encima o al lado de la otra para cerrar el bento)

23/1/2014

Panda sandwich para el desayuno

Hola!

Tengo en mente preparar algunos post sobre como empezar a hacer bento y algunos paso a paso con cosas sencillitas, así que si os estáis inicinando en el mundillo estad atentas ^^

Mientras os enseño el desayuno sencillito que he preparado esta mañana.






Uvas, un par de galletitas saladas, manzana y sanwich de crema de cacauete. El panda está hecho con queso y nori. En el botecito, unos cualtos conguitos.

Espero que os guste y nos vemos prontito ^^

15/1/2014

Muñeco de nieve

En la página de facebook Bento Spain vamos a proponer un bento temático cada mes. Para enero toca un bento inspirado en la palabra "nieve". Además, coincide que BOTW también tienen como temática muñeco de nieve, así que... aquí está mi interpretación, estrenando la caja de bento que me regaló para Navidad una de mis hermanas.


Contenido: Onigiri de muñeco de nieve, maiz, acelgas, tomate cherry, pescado teriyaki (receta abajo) decorado con dos copos de nieve, sandwich de jamón, pinchito de edamame y zanahoria y flor de jamón.


Las dos bolas del muñeco de nieve están hechas a mano, para que veáis que se pueden hacer cosas bien chulas sin necesidad de muchos accesorios. Las decoraciones están hechas con nori, surimi y hoja cruda de acelga para los botones. El gorrito es un bento pick.

Aquí os dejo otra idea fácil y sencilla para dar un toque de color: pinchito de edamame y zanahoria. El pinchito de corazón lo encontré en un super local. Era bastante más largo así que lo corté para que tenga un tamaño más acorde a las cajas de bento. El edamame se encuentra congelado en supermercados asiáticos y en algunos comercios locales y herboristerías, pero si no os podéis hacer con él se puede sustituir por guisantes, habas o trocitos pequeños de judía verde.


Espero que las que estáis empezando con el tema del bento saquéis un par de ideas útiles. En los próximos días tengo previsto hacer algunas entradas al respecto, mientras os dejo con una receta de pescado teriyaki que os animo a probar. El sabor del pescado cambia bastante, gente que no le va mucho he conseguido que se lo coma bien de este modo así que puede ser una buena manera de hacer comer pescado a los peques rebeldes.

Pescado teriyaki

1 filete de pescado (recomiendo alguno que no se desmenuce demasiado)
1 cucharada de salsa de soja
1/2 cucharada de mirin (si no tenéis, se puede sustituir por jerez dulce)
1 cucharadita de sal.

Se mezclan los ingredientes de la salsa y se deja marinar el pescado durante al menos media hora (si queréis, toda la noche). Se calienta una sartén y se pone a hacer el pescado, añadiendo la salsa y dándole vueltas dos o tres veces hasta que absoba el líquido.
Se puede comer calinte o a temperatura ambiente.

9/1/2014

Un pingüino, dos pingüinos, tres pingüinos...

Buenos días soles.


¿Os habéis fijado en la monería de caja en la que he preparado la comida hoy?  Es un bento de la casa Monbento y tengo el placer de poder enseñaroslo. Pensaba que ya lo había hecho, pero veo que no, así que primero os hablo un poquito de él y luego os enseño bien el bento que he preparado ^^


Personalmente, estoy encantada con él. Tiene muchas cosas que me gustan. El material se ve sólido y muy resistente, sólo con tocarlo ya se nota que es más robusto que la mayoría de mis otras cajas de bento, así que va a aguantar muchas batallas. Además de tener un tacto muy suaaaave, jeje.
Las tapas intermedias (las que se ven negras en la foto) son herméticas. De verdad, de la buena. He llenado una de las partes con agua, la he puesto boca abajo y no pierde nada. Para mí ese es un fallo que tienen casi todas mis cajas, así que por fin puedo llevar comidas que tengan un poco de salsa sin miedo a las manchas.
Además, la caja es un poco más grande que las habituales japonesas, así que es ideal para aquellos a quienes los bentos normales les parecen demasiado pequeños. Creo que casi todo el mundo me ha dicho la primera vez que ha visto un bento "si es enano!". Para aquellos que se quedan con hambre, o para los que como yo la medida habitual ya les va bien pero quieren añadir también el postre, es perfecto.
Si a eso le añadimos que la tenemos en un montón de colores, accesorios y la posibilidad de personalizar todo a nuestro gusto (la tapa, los recipiestes, las tapas intermedias y la goma), creo que lo convierten en un muy buen bento. De hecho, yo ya he pedido otro para mi chico y un par de cosillas para poder jugar y combinar colores con él ;p

Y esto es lo que he preparado:


En la bandeja superior, unos onigiri de pinguino, hechos con arroz y alga nori y cerdo en salsa teriyaki. Quería poner unos tomatitos cherry para que dieran más color pero no tenía así que improvisé con unas cuantas uvas.

En la bandeja inferior unas zanahorias baby, berenjena a la pancha, fresones y un par de salchi-pulpos rápidos. Cuando nos lo estabamos comiendo me di cuenta que no había puesto ni un triste pinchito ni nada de decoración, cosa que le hubiera dado un poco más de gracia, pero bueno, son cosas que pasan cuando se hace bento exprés, y el colorido que tiene ya lo hace lo suficiente alegre ^^

Os recuerdo que en facebook tenemos el grupo Bento Spain para compartir nuestras creaciones "benteras", ya sean con decoraciones de charabens o bentos tracionales, así que os invito a tod@s a participar.

18/12/2013

Snack bento hombre de jengibre

¡Cuanto tiempo con el blog parado! No sé como me las arreglo que nunca encuentro el momento de ponerme a hacer bento, y eso que últimamente tengo muchas ganas de ello. Así que voy a intentar hacer alguna cosilla e ir retomando el ritmo, aunque sea con cosas sencillas y rápidas.

Esta mañana me he levantado decidida a preparar un snack rápido, y en las fechas en las que estamos tenía que ser algo navideño así que me he decantado por la típica galleta.


He preparado un par de mini sandwiches con forma de hombre de jengibre, un poco de fruta, una porción de pizza y listo. Sólo quedaba añadir el topper de bastones de caramelo para que le diera un aire un poco más navideño y un ferrero rocher para endulzar la mañana.

A ver si consigo hacer la versión en arroz de ginger man el fin de semana preparando un bento un poquito más elaborado ^^

Por cierto, para todas (y todos) los que estéis interesados en el mundo del bento, os invito a pasarpos por la página de facebook Bento Spain. Está acabada de crear pero la idea es que sea un lugar para compartir la afición por este mundillo, con tutoriales, ideas, fotos de lo que hacemos y cualquier cosa que se os ocurra relacionada con el tema.

7/2/2013

Rilakkuma snack bento

Tengo pendiente de subir este snack bento desde la semana pasada, pero ando tan liada estos días que casi no tengo tiempo.


Contenido: sandwich de crema de cacahuete, homemade cookies, fuet, mandarina, dátiles y queso.

Cuando ya lo tenía hecho me di cuenta que las orejas deberían ser amarillas pero como iba justa de tiempo así se quedó. A pesar de ese pequeño detalle creo que quedó bastante mono igualmente.

Os dejo la receta de las galletas, por si alguien se anima a hacerlas aprovechando que viene San Valentín. O para culaquier otra ocasión, que están bien buenas. En mi casa siempre vuelan.

Cookies con chips de chocolate y nueces

300 gr. de harina
2 huevos
1 cucharadita de levadura
100 gr. de nueces (también podéis usar avellanas)
110 gr. de azúcar moreno
110 gr. de azúcar blanco
125/150 gr de chocolate (yo suelo usar chocolate con leche, pero cualquiera sirve)
120 gr. de mantequilla


Troceamos el chocolate en trozos pequeños y regulares (más o menos). En otro bol, troceamos las nueces en un tamaño similar.
Tamizamos la harina con la levadura.
En un bol mezclamos la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar blanco y moreno, hasta que esté bien integrado. Añadimos los huevos y mezclamos bien. Añadimos la harina con la levadura e integramos bien. Incorporamos las nueces a la masa, mezclando para que se repartan bien. Añadimos el chocolate y mezclamos. En este punto la masa es bastante pegajosa, así que yo suelo colocarla entre dos trozos de film de plástico y la extiendo con el rodillo hasta dejarla del grosor que quiero darle a la galleta (unos 5 mm)
Guardamos entre 1 y 2 horas en la nevera.  Pasado este tiempo, precalentamos el horno a 180º.
Mientras, vamos cortando las galletas y colocándolas en la bandeja, sobre una hoja de papel de hornear.
Tener en cuenta que se expandirán un poco así que dejad unos 3 cm de separación entre galleta y galleta.
Cuando el horno esté caliente horneamos unos 10-12 minutos, hasta que tengan un color ligeramente dorado. Al sacarlas estarán en poco blandas, pero endurecen al enfriarse. Las pasamos a una rejilla para que se enfríen y listas para comer.